MÉRIDA, Yuc., 11 de agosto de 2020.- En entrevista con Quadratín, Eduardo Monsreal Toraya, del Observatorio Ciudadano de Movilidad Sostenible de Mérida, indicó que la introducción del pago electrónico para el transporte público podría solucionar problemáticas relacionadas con la contingencia sanitaria por Coronavirus, entre ellas el uso constante de efectivo y el contacto físico con los conductores de las unidades.

Según el integrante de la organización, esta nueva medida que el Observatorio incluye entre su propuesta para un nuevo Plan Especial de Transporte Público, podría aplicarse a través de una tarjeta tipo monedero electrónico y se asemeja al método aplicado en las grandes ciudades que cuentan con sistema de metro, suburbano o metrobús.

“La medida del pago electrónico únicamente consta de la introducción de tarjetas de prepago, que son cosas que ya se aplican por ejemplo en el sistema de transporte de la Ciudad de México y cualquier otra ciudad que cuente con un sistema tipo metrobús, donde prácticamente ya no pagas por boleto”, expresó.

El pago electrónico lograría asegurar la sana distancia entre el usuarios y los conductores, apoyando a la actual reducción de capacidad en las unidades de transporte, “porque evita que el chofer la haga de cajero”. 

Al eliminar el uso discrecional de efectivo, también aumentaría la eficacia del ascenso y descenso, “ya que no tienes que estar batallando con el efectivo ni dando el cambio, solo pasas la tarjeta por la máquina y aborda el usuario”, explicó Monsreal Toraya.

El integrante del Observatorio agregó entre otros beneficios, se evita la fuga de dinero que ocurre con el actual sistema de boletaje y “en temas de información geográfica y bases de datos”, permitiría obtener estadísticas en tiempo real sobre el número de usuarios que utilizan la ruta, así el monto económico que genera cada unidad.

Abundó que con la llegada de los checadores de tarjetas digitales, que otorgan descuento a los estudiantes, personas con discapacidad y adultos mayores, cuando menos la capital yucateca ya cuenta con las herramientas para aplicar este sistema de cobro, por lo que solo faltaría instalar las máquinas de recarga en puntos estratégicos de la ciudad.

“Incluso si uno se fija en los validadores de tarjetas para estudiantes, son exactamente las mismas que se utilizan en el pago electrónico en otros lados. Ya tenemos la manera, ya está instalada esta tecnología, pero no la estamos utilizando, llevamos poco más de ocho años que se comenzaron a utilizar estos dispositivos y hasta ahora no hemos podido aprovecharlos para el pago electrónico”, manifestó el miembro del Observatorio.

Por último, llamó a las autoridades estatales como la Dirección de Transporte del Estado de Yucatán (DTEY) y el Instituto de Movilidad y Desarrollo Urbano Territorial (Imdut), así como a las concesionarias de transporte público, a que establezcan un diálogo para la aplicación del Plan Especial de Transporte Público, en vista de que la contingencia sanitaria se extendería hasta marzo de 2021, según lo expresado por Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud Pública de México.

“Creo que es un problema de gestión, de cómo llegar a acuerdos con las empresas transportistas, sobre cómo se van a asignar los recursos que se ingresen, creo que es un tema también de voluntad, de dirección de parte del gobierno y de los transportistas”, puntualizó.