PROGRESO, Yuc., 14 de septiembre de 2021.- Luego de que el fin de semana de reapertura de playas dos mujeres comenzaran una pelea entre varias personas en el malecón tradicional, derivado de la venta indiscriminada de bebidas alcohólicas y consumo en la vía pública, el alcalde Julián Zacarías anunció medidas más duras en la zona.

“Vamos en endurecer nuestras acciones, siempre pensando en el bienestar de las familias que nos visitan y sobre todo porque no vamos a permitir que ningún acto violento como este se vuelva a repetir, conduzcámonos civilizadamente”.

Como primeras acciones, explicó, citó a las instancias implicadas en guardar el orden en la zona para coordinar esfuerzos y tomar acciones de vigilancia, seguridad y revisar las condiciones de los establecimientos.

Tras la reunión, acordaron aplicar multas y sanciones a restauranteros que no estén en regla, aumentarán la vigilancia y se instalará una unidad de policías exclusivamente en el tramo que va de la calle 19 x 76 hasta la 80.

Zacarías Curi exhortó a la población a mantener el orden público y respetarse entre los ciudadanos a fin de no repetir estos hechos en la vía pública, de lo contrario se procederá utilizando la autoridad de las instancias de seguridad.

Reiteró que pondrán mano dura pues está prohibido el consumo de bebidas alcohólicas en la vía publica.

Además, la Unidad de Protección Civil implementará un operativo para detectar fallas estructurales y prevenir accidentes, dado que algunos restaurantes llevan mucho tiempo sin operar debido a la pandemia. 

“Progreso es un municipio que ya es ejemplo de muchas otras virtudes, sigamos trabajando juntos para que seamos una ciudad mejor, vamos a trabajar con mano firme y sancionaremos a quien irrumpa con la paz en el puerto”.