MÉRIDA, Yuc., 15 de septiembre de 2020.- La Secretaría de Salud de Yucatán (SSY) informó que aplicará sanciones administrativas y económicas, establecidas en las condiciones generales de trabajo, a 126 empleados que después de seis meses de gozar de su sueldo y prestaciones institucionales, no se reincorporaron a sus centros de trabajo.

Desde marzo pasado alrededor de mil 800 trabajadores, sustentados en el decreto emitido por el Gobierno federal ante la pandemia del Coronavirus, gozaron de protección por enfermedad o por edad, hasta el último día de julio pasado. Sin embargo, a un mes de esa fecha algunos trabajadores de la SSY se han negado a regresar a laborar.

Desde el 1 de agosto y en cumplimiento a las nuevas disposiciones de las autoridades federales, la dependencia estatal citó a los trabajadores para que se reporten a sus centros laborales, con la finalidad de programar una evaluación de riesgo laboral, plazo que venció 14 días después.

Tras el vencimiento se ofreció una prórroga al personal luego de un acuerdo con las diversas organizaciones sindicales, la cual venció el 31 de agosto, por lo que desde el 1 de septiembre toda la plantilla de personal debió estar laborando normalmente.

Luego de múltiples intentos para la reincorporación del personal, las personas que no se presentaron fueron sancionados económicamente y se procedió a levantarles actas administrativas que se harán efectivas a quienes insistan en mantenerse fuera de sus centros de trabajo.